¿Por qué sangran las encías?

En ocasiones, al cepillarnos los dientes o al comer, nos encontramos con un pequeño sangrado en la boca que procede de las encías. Es importante que prestes atención a esto, ya que si tus encías están sanas, no deberían sangrar. ¿Por qué sangran las encías entonces?

Desde Morales Cervera te explicaremos cuáles son las causas más comunes del sangrado de encías para que puedas identificar el problema y acudir a tu dentista de confianza.

GINGIVITIS

El sangrado de encías puede darse por varias razones. Sin embargo, la gingivitis es una de las enfermedades más comunes en este sentido. Causa la inflamación superficial de las encías debido a la acumulación de bacterias presentes en forma de placa dental y sarro.

Para curar la gingivitis debes acudir a tu dentista para que te haga una limpieza dental o tratrectomía. Así, eliminará la placa dental y el sarro. Además, es importante que sigas una rutina estricta de higiene dental.

PERIODONTITIS

La periodontitis o piorrea puede ser otra de las razones por las que tus encías sangran. En este caso, la inflamación causada por las bacterias es más profunda que en la gingivitis. Ésta enfermedad puede llegar a afectar al hueso de los dientes, dañándolo, haciendo que tus dientes parezcan más largos y moviéndolos.

Si no estás seguro de padecer esta enfermedad, debes estar atento a otros síntomas como el enrojecimiento de las encías, la sensibilidad dental, la recesión de la encía o el mal aliento, debido al sarro acumulado.

En caso de que sufras de periodontitis, es muy importante que le pongas una solución cuanto antes para evitar perder los dientes.

OTRAS CAUSAS

Aunque lo habitual sea que las encías sangren debido a éstas dos enfermedades, asociadas a una higiene bucodental insuficiente, éstas pueden verse afectadas por otras razones.

Entre ellas se encuentran el estrés, los cambios hormonales en embarazadas o adolescentes, una malposición dentaria, bruxismo y enfermedades como diabetes, hepatitis o anemia. Además, si llevas ortodoncia o prótesis dentales mal colocadas, es posible que también sufras sangrado de encías.

RECOMENDACIONES

Para evitar el sangrado de encías, la prevención es esencial. Puedes llevarla a cabo con sencillos hábitos como un correcto cepillado de dientes, no agresivo y en sentido vertical, uso de hilo dental y colutorios, cepillado de lengua, evitar el tabaco y seguir una dieta saludable.

Asimismo, es imprescindible que visites a tu dentista con regularidad, al menos cada seis meses, y que te sometas a una limpieza dental una vez al año.

Post a Comment